Medical Scan > 5 Beneficios de usar ecógrafos en medicina estética
5 Beneficios de usar ecógrafos en medicina estética
ecografias y medicina estética
  • 167

 Lo cierto es que esta tecnología está íntimamente relacionada con la medicina estética. La posibilidad de observar con precisión el campo de intervención antes y durante  la misma aporta seguridad y eficacia. Por ello en este post vamos a hablar de los  principales beneficios de las ecografías aplicada a  la Medicina Estética.

Beneficios de las ecografías en la Medicina Estética: cómo funciona un ecógrafo

El ecógrafo nos permite identificar estructuras anatómicas, los planos de inyección, la existencia o no de materiales de relleno. De esta forma podemos ver  la situación y seguir la evolución de los implantes y el estado de la grasa subcutánea. 

También nos permite efectuar de forma más precisa una rinomodelación y mejorar la efectividad de los tratamientos del envejecimiento cutáneo.

Nos ayuda a identificar con precisión el lugar exacto para colocar un implante y vigilar su estado y evolución. Además de poder identificar la grasa subcutánea para proponer el mejor tratamiento. Una forma de mejorar los diagnósticos de forma fácil.

El ecógrafo es una herramienta que permite al facultativo trabajar con mayor seguridad asegurando que los procedimientos invasivos. Así, evitar afectar a una zona anatómica indeseada. Incluso permite efectuar bloqueos ecoguiados para convertir determinados procedimientos en técnicas indoloras para el paciente.

De este modo, obtener los resultados deseados y minimizar los efectos y molestias derivados de cualquier práctica de medicina estética es mucho más fácil de conseguir. 

La ecografía ha llegado a esta especialidad para hacer mucho más sencillo y seguro el trabajo de los facultativos, que obtienen información de manera rápida y esto les permite configurar o asegurar el abordaje de su trabajo.

Queremos resumir en cinco grandes bloques los beneficios que se pueden obtener aplicando esta tecnología de diagnóstico por imagen a la cirugía plástica y estética.

1. Ecógrafos para un mejor diagnóstico previo y mejor eficacia en el procedimiento

La ecografía en estética nos va a ayudar a elaborar un diagnóstico previo de la piel y su estado. Nos permitirá identificar la situación de la epidermis, del SLEB, de la dermis, hipodermis, del SMAS…y de los distintos planos de inyección.

Conociendo así,  de forma exhaustiva cada uno de estos planos y teniendo un dato certero sobre el grado de elastosis y de hidratación. Podemos de esta forma, abordar o trazar una estrategia personalizada para cada paciente.

El objetivo será en un primer momento tener una visión lo más aproximada posible del tejido 

De este modo se pueden identificar las zonas en las que se hace necesario actuar. Y se puede partir de una imagen previa que sirva de indicador de cumplimiento de objetivos. 

En el caso de los tratamientos con radiofrecuencia, y teniendo en cuenta que este proceso afecta a diferentes capas de la piel, resulta de mucha utilidad poder contar con un indicador del estado del colágeno en los tejidos del paciente. Además permite plantear técnicas alternativas  en base al diagnóstico efectuado.

En cuanto a los rellenos, en muchos casos nos encontramos que los pacientes incluso desconocen el tipo de material de relleno que tienen. Mediante la ecografía se puede identificar el mismo, conocer sus características, valorar su duración y prevenir efectos secundarios. Además, evitar y prevenir incompatibilidades con futuros tratamientos

La ecografía por tanto para efectuar el diagnóstico, decidir el tratamiento a aplicar, valorar su evolución, efectuar una aproximación del número de sesiones

2. Ecógrafos y estética: Mayor eficacia, menos hematomas

El grado de eficacia se incrementa en las intervenciones de medicina estética en las que se utilizan ecógrafos, y por tanto el porcentaje de éxito. La posibilidad de observar de cerca cada tejido o músculo posibilita dirigir la intervención con una precisión mayor. 

Se pueden evitar con mayor facilidad la aparición de los hematomas, que pueden causar mucha angustia en los días que suceden al de la intervención. Los ecógrafos permiten la localización de los vasos sanguíneos, seguir su recorrido e identificar variabilidades anatómicas en su caso. De esta forma, aportan la precisión necesaria para que los vasos sanguíneos mantengan intacta su estructura y su función.

3. Ecografía, estética e identificación del estado de la grasa subcutánea

Las terapias corporales son una parte muy importante de la medicina estética, y la aportación de un ecógrafo en los momentos previos puede ser de gran utilidad, tanto para conocer el estado exacto de la grasa subcutánea como su medida.

La ecografía permite medidas precisas del tejido adiposo subcutáneo y estratificarlo. Lo que es realmente importante cuando se plantean intervenciones tanto invasivas como no invasivas y posibles alteraciones metabólicas en el futuro.

De este modo se puede hacer una selección de opciones de tratamiento basada en un dato realista del estado del paciente.

Asimismo nos permite hacer un seguimiento del “antes” y “después” de la intervención para confirmar el éxito de la misma.

4. Ecografías y medicina estética: Control de implantes

Los implantes requieren de una información previa detallada para poder predecir el resultado final. Tanto si se está sustituyendo uno previo como si se realiza el implante, las ecos en estética pueden aportar información muy valiosa previa a la intervención.

Permite decidir el lugar concreto en el que se colocará el implante, y así podrá también hacerse un seguimiento muy concreto de su evolución y detectar desplazamientos en estadios tempranos.

En cuanto a implantes preexistentes, se podrá tener una imagen fiel de su estado y ubicación, así como de sus características (tipo de material), aunque la mayoría de los fabricantes garantizan los materiales ante una rotura, esto no excluye que se puedan romper.

La cubierta va sufriendo desgaste y con el tiempo puede aparecer una contractura capsular que modifique en alguna medida la forma de la mama y facilite su ruptura que en muchos casos puede ser asintomática.

Una ecografía es un procedimiento rápido y muy asequible para descartar desde el primer momento alteraciones en los implantes

5. Prácticas indoloras gracias a la ecografía en estética

Para poder realizar un bloqueo nervioso que permita garantizar una intervención o procedimiento sin dolor para el paciente, de la manera más precisa posible, la opción del bloqueo nervioso ecoguiado es probablemente la más garante.

Así que podemos concluir que el uso de ecógrafos en medicina estética aporta y enriquece la práctica de esta especialidad en tanto en cuanto garantiza el bienestar del paciente como la precisión de los resultados a conseguir.

Además permite evaluar la conveniencia de escoger entre distintas prácticas o técnicas de abordaje al conocer en profundidad el estado de los tejidos o implantes.

La evolución de esta tecnología ha permitido la aparición de ecógrafos como MiniSono, perfecto para los profesionales de la medicina estética ya que combina la calidad de ALPINION con un pequeño tamaño y un peso ligero que lo convierten en una herramienta ultraportátil y utilizable en cualquier tipo de sala o instalación. 

Se trata de un ecógrafo ligero y compacto, que cuenta con formatos de diferente tamaño (12’3″ a 21’5″) y dos posibilidades de transductores (convexo y lineal). Además ofrece doble imagen dual, tecnología de optimización automática de la imagen, DICOM y WIFI. Tecnología y facilidad de uso para una medicina estética mucho más precisa.

 

Si quieres más información sobre cómo beneficiarte de las ecografías en la Medicina Estética, puedes inscribirte gratuitamente  a nuestra Ultrasound Aestetic Academy de ALPINION.
×